domingo, 30 de abril de 2006

¿POR QUÉ LAS MUJERES NO ESTÁN ESTIMULADAS?

En el XXI encuentro internacional de la Asociación de Jóvenes Lingüístas que ha tenido lugar entre los pasados 26 y 28 de abril en Logroño, tuve el placer de asistir a una conferencia donde se hablaba de la ideología más o menos oculta en los diccionarios. Por centrarnos en uno, escogeré el de la Academia (DRAE), mi preferido. En él podemos encontrar las siguientes entradas con sus definiciones:
HUÉRFANO: Dicho de una persona de menor edad: A quien se le han muerto el padre y la madre o uno de los dos, especialmente el padre.
MEÓN, NA (3): Mujer, y más comúnmente niña recién nacida [¿?]
HONOR (3): Honestidad y recato en las mujeres, y buena opinión que se granjean con estas virtudes. [¡!]
Y, sin duda, mi favorita:
CUNNILINGUS: Práctica sexual consistente en aplicar la boca a la vulva.
Que si comparamos con FELACIÓN, destaca aún más:
FELACIÓN: Estimulación bucal del pene.
¿Tendrán los académicos correctamente estimulado el cerebro?

domingo, 23 de abril de 2006

Sólo hay un poema,
un poema global.
Lo que escribimos son jirones del todo,
pero algunos

están en el centro de la esfera.

Los poemas destacan
lo que siempre hemos sabido
pero algunos
dan con la clave.

Una fuente de amor,

un cielo sin puertas
son la corteza del Gran Poema,
pero hay palabras
que están latiendo calladas.

miércoles, 19 de abril de 2006

OTRO DISCURSO ES POSIBLE

Cuando uno escribe un discurso de graduación no espera que le guste a todo el mundo, pero sí espera que, al menos, confíen en su trabajo. Al parecer, cualquier idea expresada en términos no neutrales y absolutamente claros resulta peligrosa. Es decir: lo que es artístico es dañino, ya que tiene varias lecturas, algunas desagradables, y eso nos da miedo. Queremos un discurso claro, cristalino, puro (pero no como la poesía de Juan Ramón), que no lleve a error y que no nos haga pensar; que use palabras reconocibles, nada de invenciones (aunque, como dijo aquel, toda palabra fue alguna vez un neologismo); un discurso realista (al más puro estilo stalinista) que no nos induzca a ver más allá. Queremos un discurso negloptente, sano, amistoso, soso. No queremos un discurso como el siguiente:
No sé si sabéis lo que es la negloptencia. No lo busquéis en el diccionario, porque no lo encontraréis, pero como afirmó el dramaturgo ruso Maiakovski, el poeta tiene derecho a inventarse palabras y quizá más que un derecho sea un deber.
La negloptencia es una enfermedad que consiste en la ceguera provocada por leer demasiado. Como futuros filólogos es una dolencia que deberíamos tener en cuenta. Sería nuestra enfermedad laboral. Igual que los mineros tienen la silicosis, nosotros tenemos la negloptencia.

De todas formas, considero que esta teoría está incompleta. Hay varios interrogantes: ¿afecta a todos los sujetos por igual?, ¿qué es leer demasiado?, es más ¿qué es leer?

Quizá el problema no estaría en un abuso de los libros, en haber pasado muchas horas buscando respuestas en ellos, sino en su mal uso: no es una cuestión de leer, sino de leer mal.

Si nos fijamos en un negloptente lo reconoceremos en seguida y veremos cómo la raíz de esta afección no es exactamente el leer. El paciente dice cosas como “tengo más de mil libros en mi biblioteca ¡y los he leído todos!” o “en un día leo más de veinte obras”. Otro síntoma muy común es su manía citadora: en algún rincón de algún párrafo de algún libro el negloptente ha leído algo que viene bien para lo que se comenta, porque, claro, él lo ha leído todo.

Esta afición compulsiva al libro acaba derivando en una especie de sobredosis que, finalmente, termina en la ceguera intelectual: el negloptente ya nunca será capaz de leer nada, simplemente podrá pasar los ojos por encima de las páginas descifrando las letras y entendiendo el significado de cada palabra, pero sin comprender nada del contenido.

El problema de la negloptencia es que casi ningún enfermo es consciente de padecerla y muy pocas veces puede curarse. En algunos casos el negloptente, ya ciego, termina por no volver a coger un libro, ya que acusa al objeto físico de todos sus males mentales.

Creo que la filología mal entendida es una fuente de negloptencia. Por nuestras manos pasan muchos libros que no siempre leemos. Muchas veces sólo paseamos la mirada por encima de las letras, como un negloptente en estado crítico. Podemos adquirir la mala costumbre de intentar acumular y acumular lecturas y de intercambiarlas como los cromos de los niños: “¿y tú ya te has leído los cuarenta y seis Episodios Nacionales?, ¿no?, pero bueno, tú eres un perdedor” Y al final acabar tan ciegos que usemos el verbo leer como marcador de un alto estatus social o, pero aún, como un arma de tortura pedagógica. La ceguera del lector trae consigo la muerte del libro y la muerte del libro es la muerte del filólogo.

Pero también creo que la filología puede ayudar a prevenir la enfermedad. Toda nueva promoción de filólogos es una esperanza y un arma contra ella. Un filólogo, un amante del lenguaje, se forma, como nosotros nos hemos formado, para que cualquier palabra le diga mucho más, para que algo se encienda en su cabeza, como una chispa que ilumina un oscuro túnel.

Durante estos años hemos aprendido a saltar por encima de las pastas, de las hojas, de la tinta. Entre los muros de esta facultad nos han enseñado a ver el otro libro, el que es imposible de acumular, el incontable porque sólo hay uno y nunca es igual, ni siquiera para uno mismo. Nos han enseñado a no discriminar, a ver que todo puede ser material literario, que cualquier forma de hablar es hermosa y digna. Nos han educado no sólo para no ser ciegos, sino para ver más. Sin duda, ha merecido la pena todo nuestro esfuerzo ya que la recompensa, aunque no se paga con dinero (pero ¿quién se estudia filología para eso?) es aprender a leer de verdad, es decir, percibir las innumerables vidas que hay dentro de nosotros.

Es algo por lo que estar agradecido y que no debemos desaprovechar si no queremos ver malogrado todo el esfuerzo de estos años. Así que ahora os haré una pregunta, y me interesa que esto se entienda, ¿queréis ser negloptentes o queréis ser filólogos?

Y no lo queremos porque dentro hay una almendra amarga, una opinión, y eso no nos interesa.

Lo que más me duele es que sea tan fácil ser un artista incomprendido. I want to break free.


lunes, 17 de abril de 2006

RECORDATORIO

Se recuerda que el concurso literario sigue activo y que tenéis hasta el día 24 para seguir mandando trabajos.
Ya hay algunos, perp puede haber más, así que animáos y también a vuestros amigos, enemigos, padres, marcianos, perros, insanos y más.

martes, 11 de abril de 2006

MALOS-MALÍSIMOS (XII)

No podía faltar:
JASON VOORHEES (Viernes 13)
El pequeño Jason cae al lago donde pasaba unas bonitas vacaciones. Su cuerpo jamás fue encontrado. Volvió para vengarse de los que le pusieron en peligro: los campistas ya nunca estarían seguros. Claro, que después de diez películas (en veinte años), Jason pasa a matar a todo lo que se encuentra por el camino. La última de la serie es... surrealista: viajes al espacio, al futuro... Por no hablar de Freddy VS Jason.
INTELIGENCIA: 6, para manejar el cuchillo no se necesita más.

PODER: 9, su versatilidad es increible. A través de los años ha ido utilizando las armas más raras: picahielos, hacha, barbacoa, nitrógeno líquido, dardos, bolígrafo, puerta de coche, botella rota, guitarra eléctrica... Un maestro.
VILEZA: 10, implacable, no puedo decir más.

CONTROL: 8, no se le puede sacar más partido a una máscara y un machete de campo.
PUREZA: 10, nadie le detiene: ni las nenas calientes ni sus estúpidos novios.
FÍSICO: 9, la máscara de hockey es otro hito dentro del cine de terror.
TOTAL, 52 ¿os he contado alguna vez que yo nací en un viernes 13?

sábado, 8 de abril de 2006

UNA NOCHE EN EL BUKOWSKI

Aunque aviso con poco tiempo (a mí me han avisado también ahora) espero que podáis. Me gustaría invitaros a un recital de poesía que voy a hacer en el bar Bukowski, en la calle San Vicente Ferrer 25 (metro Tribunal) Será el domingo 9 a las 21:00. Muchos son poemas que conocéis, aunque algunos están cambiados, otros son nuevos. También habrá otros poetas (creo) En fin, os espero a todos.

viernes, 7 de abril de 2006

TETRUÑOS: TEORÍAS PSEUDOCIENTÍFICAS Y PATRAÑUDAS (III)

EL PAPEL DE HAWAI Y SU GENTE EN LA FORMACIÓN CONTINENTAL ACTUAL
(Post realizado en colaboración con Jeanco: él puso lo científico, yo lo tetruñero)
Como muchos habréis observado, la mayoría de los continentes se encuentran en el hemisferio norte. Esto tiene una explicación púramente científica que se complemente con otra sociológica (como debe ser)
Cuando los continentes se estaban formando (antes de que el hombre empezara a cultivar vides, claro está) eran islotes moviéndose, es la llamada deriva continental. Los continentes se mueven debido a las inversiones paleomagnéticasLa pregunta es ¿por qué esa tendencia de irse hacia el norte? La respuesta la tiene el polo norte magnético, definido como el lugar donde el campo magnético es perpendicular a la superficie. El campo magnético de la tierra era conocido desde la antigüedad, pero más tarde los científicos se dieron cuenta que el campo magnético no es constante, fluctúa en intensidad y ocasionalmente invierte la dirección (llamado polaridad). Hoy consideramos que el campo tiene una polaridad 'normal', el norte es norte. Sin embargo, varias veces en el pasado, la polaridad se ha invertido, las agujas de nuestros compases se cambiaban de dirección y apuntaban al Polo Sur. Esta atracción al norte unida a la convección y sumándole la velocidad a la que se mueve la Tierra hace que haya un movimiento vertical y hacia arriba (moved una coctelera y lo comprobaréis) Pero no es todo.
¿De qué esta formada la Tierra? Para esto podemos observar la lava (y aquí entra la teoría interesante y tetruñera): la lava contiene níquel, arenilla y todas las personas que se lleva a su paso, esto es, en su mayoría, hawaianos. Los hawaianos, perdidos en la inmensidad de la lava incandescente, buscan un lugar por donde asomar la cabeza (¿quién ha dicho que estén muertos?) En su desesperada huída reman hacia el norte ¿por qué hacia el norte? Bueno, todos los inmigrantes van al norte, eso es un hecho. y teniendo en cuenta que forman parte de Estados Unidos... en fin, blanco y en botella... que no hay que explicarlo todo.
Y por eso la mayor parte de la masa continental está en el norte: por el empuje de las corrientes de convección y los desesperados brazos de los hawaianos. Aloha!

martes, 4 de abril de 2006

Nunca es de noche
y los hombres
quieren dormir.



Nunca es de noche
y no hay luz,
las criaturas se han vuelto
incompletas.

Nunca es de noche, seguimos
buscando sin fe
el amanecer de la luna llena.



Nunca es de noche
y los hombres
quieren morir.

lunes, 3 de abril de 2006

McDONALD'S VIDEOGAME


Tanto si te apasiona el McDonalds como si no, tanto si disfrutas con el capitalismo salvaje como si lo odias... este juego te enganchará. McDonalds Videogame nos muestra el complicado mundo empresarial de una hamburguesería de prestigio que se ha instalado en la ciudad de Sao Josè (ciudad tercermundista, of course) Tu misión es controlar 4 áreas:

1) Cultivos y ganado. Tienes unas tierras en las que plantar soja (para alimentar posteriormente al ganado -ver 2-) o pasto para las vacas. El coste de la plantación es menor si lo haces en bosque o en la aldea de los indios (son así de hijoputines) Además, hay otras tierras pertenecientes a Sao Josè que sólo podrás usar untando al alcalde (y no es barato) Se puede hacer soja transgénica: el tiempo apremia.


2)Engorde y matadero. En esta sala están las vacas que han alcanzado un tamaño considerable en la sección anterior. Se les da la soja que se ha cultivado y, poco a poco, van engordando hasta que se las hace hamburguesas. Si queremos hacer esto más rápido podemos hormonar su comida (mmmm!!!) Para ahorrarnos unas perrilas podemos, además, añadir alimentos industriales y harinas animales. Pero ¡cuidado! epidemias y vacas locas amenazan tu granjita. Tranquilos: podemos aniquilar a las vacas enfermas, eso sí, lo ideal es dejar de echarles mierda en la comida.


3)Restaurante. Tres mostradores y tres parrillas en los que hay que ir contratando a empleados según va aumentando la afluencia de clientes. Los empleados, además de escupir en la comida, se ponen tontos y tienes que regañarlos, subirles el sueldo (no lo aconsejo) o despedirlos (medidas drásticas)


4)Cuartel general (mercadeo y publis) Aquí nos informan de cómo van las cuentas. Además, se nos muestra el enfado de nuestros posibles enemigos: los ecologistas, el movimiento antiglobalización, las asociaciones de consumidores... toda la gente a la que estamos puteando, en definitiva. Para acabar con sus iras que nos quitan clientes se pueden hacer varias cosas: a) dejar de putearles (no talar más bosques, no despedir a los empleados, dejar de meter ascos en la comida...); b)contratar publicidad específica para cada colectivo (además, hay una publicidad general destinada al gran público); c)sobornar a un miembro de ese colectivo para tenerlos controlados (y engañados)


Aunque parece un juego complicado es, en realidad, bastante simple. Se empieza con 50.000$ y pierdes al llegar a -40.000$ Yo siempre pierdo, por cierto, aunque a veces duro más.


Ánimo y a ver si lleváis a la cima a esta noble firma que tantos años de tracidión tiene.