domingo, 10 de junio de 2007

¿Estás muerto?
hiriendo susceptibilidades,
venga, suelta otra,
baila a tu alrededor
ombligo del mundo,
ciudadano ónfalos.

¿Pero qué tengo que hacer yo
(o cualquiera con el poder de)
para que no me disecciones?
Aún me quedan unos minutos,
no llames al taxidermista.

¿Estás muerto?
Pues claro que estás muerto,
no hay más que pararse a hablar contigo,
todo eso suena a lata,
autómata aprendido,
ciudadano ónfalos.
Siembra
campos
de sal
y vuelve
ahora que puedes.

Ciudadano ónfalos,
no eres un mito.

3 comentarios:

Rafa dijo...

"Ciudadano Ónfalos"... genial, creo que conozco a varios de esos en persona.

UB dijo...

No sé por qué me da que el ciudadano tiene nombre y apellidos...


Que viene el ciudadano ónfalos y te come el ombliguitoooooooo, ay, ay, despacitoooo,ay, ay, huy qué ricoooo.

Edryas dijo...

No, no, sólo es un "tipo", como el andaluz gracioso