domingo, 29 de noviembre de 2009

ALLÁ ARRIBA

Los dos solos. ¡Qué bien
aquí, en el puerto, altos!
Vencido verde, triunfo
de los dos, al venir
queda un paisaje atrás.

Pedro Salinas

Ya he convencido a varios
de que lo único importante es el verde en el camino,
un poco de sol, que es diferente a otros soles,
luz por debajo de la piel,
piedras que hacen daño y que nos vivifican,
sentir en tensión las piernas un poco doloridas y latentes.
No se atreven, sin embargo,
a decir con los ojos, a buscar las palabras
para explicar que todo se llena de aire dorado,
que todo duerme y está vivo,
que podemos difuminarnos y desaparecer y formar parte.
Y cuando sea posible ponerle nombre
como se lo pongo
entenderán porque me ausento en ocasiones
del suelo que pisamos.

No hay comentarios: