miércoles, 28 de abril de 2010

DIME LO QUE HAGO

Fácil sería lanzarse al vacío
y descansar sin rechinar los dientes,
sin que el corazón, cansado de estirarse, se desgaste.
Fácil sería el abituallamiento y la verdad a bocajarro y que no duela,
no mirar a mis zapatos por vergüenza.
Fácil sería dejar de contener las palabras y las uñas
y llevarse y volar por la corriente del río
abadonándose a las risas de todos
y ni siquiera improvisarlo,
traer el pecado pensado de casa.
Llegar y besar el santo
y no sólo besarlo.
Pero no pensar es cosa de reptiles o de nubes,
es cosa de amapolas y cucharas
y no del todo mía.


Blue monday - Orgy

No hay comentarios: