viernes, 1 de octubre de 2010

B

Tengo veintitrés amigos nuevos
que no saben que son mis amigos
y que no quieren serlo.
Tengo veintitrés amables seres
con los que quisiera bailar Blue Monday y reírnos
y que me contaran sus tontunas,
son tan jóvenes y estúpidos...
Y ser yo estúpida con ellos
y decirles "qué putada"
cuando alguien les dice "eres muy majo",
llorar amores y desamores
y, quién sabe
contarles yo mis penas,
que también perdí muchos amigos
"Tenía yo un alma gemela,
casi le destruyo"
Tengo veintitrés responsabilidades,
cada uno de su padre y de su madre
(estos últimos vienen a verme cada martes)
Me sé un par de pasos de baile,
vosotros seguro
que tenéis algo que enseñarme.
Poneos las botas
que os voy a dar pal pelo caminando.
Bájate la falda, no eres un trozo de carne.
Escuchad a todo el que tenga algo que deciros,
no sabéis dónde está la magia.
Guardaos secretos, pero que no os exploten.
¿Qué consejo podéis darme
vosotros que me hacés débil y grande?

No hay comentarios: