viernes, 8 de octubre de 2010

TENEMOS QUE AYUDARNOS

No me entendáis mal:
si os doy todo este rollo
no es para que hagáis nada con él.
Sólo escuchadlo,
o ni siquiera,
sólo sonreíd pacientes a mis lágrimas.
No me entendáis mal:
yo sé que es duro
tenerme cerca, al lado
contando mis problemas más banales.
En la Edad Media lo pasaban bastante mal,
pienso los martes
con un poco o un mucho de vergüenza camp
de diva de foto digital exagerada.
Os lo he dicho tantas veces que os aburro,
repetidme vosotros también lo que quiero oír.
Tenemos que ayudarnos.
Si no somos nosotros
otros podrían hacerlo aún peor.

No hay comentarios: